Pogacar se lo lleva todo y Wout van Aert espectacular en una frenética etapa seis del Tour de Francia

0
305

La etapa más larga del Tour de Francia 2022 fue también la más frenética y nos regaló un espectáculo superlativo. El portador del maillot amarillo, Wout van Aert (Jumbo-Visma), fue a la ofensiva desde el banderazo de salida para forzar una jornada rapidísima. El belga acabó partiendo en una escapada que le permitió exhibirse, primero acompañado y luego en solitario, hasta acabar siendo atrapado a 11 kilómetros de meta. Fue entonces, con la llegada en cuesta de Longwy en perspectiva, que UAE Team Emirates tomó definitivamente las riendas para propiciar un sprint reducido en el que su líder Tadej Pogacar se impuso de manera majestuosa sobre Michael Matthews (BikeExchange-Jayco) y David Gaudu (Groupama-FDJ). El esloveno se alzó así con el liderato de la general con 4” sobre Neilson Powless (EF Education-EasyPost) y 31” respecto a Jonas Vingegaard (Jumbo-Visma). Una jornada de época protagonizada por los dos ciclistas que están marcando esta década.

Trío de lujo en cabeza de carrera

El trío de escapados llegó a contar 4’00” de margen registrados en el kilómetro 110, ecuador de la etapa. Sin embargo, UAE Team Emirates comenzó a controlar la ventaja bien pronto por medio de Mikkel Bjerg y Vegard Stake Laengen; poco después recibiría el apoyo de Alpecin-Deceuninck, Bora-Hansgrohe y EF Education-EasyPost. Víctima del elevado ritmo, Alex Kirsch (Trek-Segafredo) se vio muy descolgado del resto de corredores y acabó por abandonar. Simmons fue el primero en franquear la Côte des Mazures (3ª, km 87,2), mientras Van Aert anotaba el máximo de puntos en Carignan (SI, km 145,9), A esa altura, el pelotón encabezado por Jasper Philipsen (Alpecin-Deceuninck) sólo consentía 2’20” a la ofensiva del maillot amarillo.

Acabado Van Aert, Pogacar se desató

Fue en el kilómetro 155 de etapa que Fuglsang levantó el pie para esperar al pelotón, dejando a Van Aert y Simmons solos en cabeza de carrera. Belga y estadounidense rodaron en armonía hasta que, a 31 kilómetros de meta, el corredor de Trek-Segafredo no pudo más y se descolgó del maillot amarillo, quien conservaba en ese punto 1’15” de ventaja sobre el pelotón. Van Aert sería atrapado a 11 kilómetros de meta, una vez franqueada la Côte de Montigny-sur-Chiers (4ª, km 205). En la Côte de Pulventeux (3ª, km 214,6), Alexis Vuillermoz (TotalEnergies) ensayó un ataque que le permitió abrir un pequeño hueco que jamás superó los 10”. Pogacar trató de cerrarlo en primera persona cerca de la cima de la cota, pero acabó levantando el pie con objeto de parapetarse en sus compañeros, que atraparían al fugado galo a 1,5 kilómetros de meta, empezada ya la conclusiva Côte des Religieuses. Fue Primoz Roglic (Jumbo-Visma) quien abrió el empinado sprint por sorpresa a 400 metros de meta. Pogacar no tuvo piedad de su compatriota: anuló su ataque y le remachó a 250 del final para imponerse con holgura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here