Campeones y Gregarios

El Alpecin-Deceuninck se estrena en esta edición del Tour con Philipsen, Vingegaard sigue líder pero ……….

El trabajo de Alpecin-Deceuninck a lo largo de todo el Tour de Francia confiando en las opciones de su velocista Jasper Philipsen obtuvo recompensa en las calles de Carcassonne. Tras marcar nada menos que ocho puestos de top3 sin alzar los brazos en las dos últimas Grande Boucle, el belga anotó hoy su primera victoria de siempre, estrenando asimismo el casillero de su equipo en esta edición. Philipsen derrotó en un cerrado sprint sobre la misma línea de meta a Wout van Aert (Jumbo-Visma) y Mads Pedersen (Trek-Segafredo).

Jornada relativamente tranquila bajo la canícula para los hombres de la general. Jonas Vingegaard (Jumbo-Visma) conservó el maillot amarillo, si bien tuvo que lamentar la pérdida de dos compañeros: Primoz Roglic y Steven Kruijswijk.

La jornada discurrió en calma chicha hasta que, en el kilómetro 135, hubo una caída en el seno del pelotón a resultas de la cual abandonó Steven Kruijswijk, dejando al Jumbo-Visma de Jonas Vingegaard con sólo seis efectivos. La carretera empezó a picar hacia arriba y Trek-Segafredo aprovechó para imponer un paso marcial que cribó el pelotón, eliminando a velocistas como Fabio Jakobsen (Quick-Step Alpha Vinyl), Caleb Ewan (Lotto-Soudal) ó Dylan Groenewegen (BikeExchange-Jayco). Honoré y Politt pasarían primero y segundo por el sprint intermedio de Saint-Ferréol (SI, km 147) antes de ser atrapados al pie de la Côte des Cammazes.

Politt: En principio, esperaba que hubiera más corredores en la escapada. No sé si la presencia de Wout van Aert en el grupo ha supuesto un problema para que nos concedieran más ventaja, pero ha sido sobre todo a partir del momento en que nos hemos quedado dos ciclistas solos en cabeza que he asumido que iba a ser muy difícil llegar a meta. Pero no pasa nada: estoy acostumbrado a este tipo de fugas y sé que el ciclismo es así. No hay nada de lo que arrepentirse.

Wout Van Aert: Por supuesto, perder a dos compañeros en un solo día cambiará mi Tour de Francia. No sé hasta qué punto tendremos que modificar nuestra estrategia, pero por supuesto que nos afectará. Hemos tenido muy mala suerte hoy. Aun así, éramos un equipo fuerte y lo seguiremos siendo.

¿Mi caída junto a Steven Kruijswijk? Había algo a la carretera, alguien ha frenado en el pelotón, Steven no ha podido hacerlo a tiempo… y se ha ido al suelo. Ha sido una caída estúpida. Apenas me he levantado, he visto que él se había hecho daño. Le he esperado un poco para tratar de regresar juntos al pelotón, pero él no podía volver a montarse sobre la bici.

Ataqué esperando que se formara una escapada grande. Prefería estar en la fuga que persiguiendo en el pelotón. Al final solo íbamos tres por delante y, como mi radio estaba rota, no podía recibir indicaciones desde el coche ni información sobre cómo estaba discurriendo la carrera. Hasta que el coche de equipo no llegó a mi altura, no sabía si era conveniente o no que levantara el pie. Al final, dada la situación, lo más inteligente era parar y esperar el pelotón.

Jonas Vingegaard: Mi caída ha sido bastante suave. Estoy bien. Espero que Tiesj [Benoot], que se cayó conmigo, también lo esté. Perder a Steven [Kruijswijk] y Primoz [Roglic] es, sin duda, lo peor de hoy. Eran compañeros muy importantes. Ha sido un día de m… Esto nos va a afectar, a nosotros y a nuestra estrategia de aquí en adelante. En cualquier caso, vamos a seguir peleando.

 

Salir de la versión móvil