Miguel Ángel López no correrá más en 2017.

0
2593

El ciclista boyacense Miguel Ángel López no correrá más en la temporada 2017. La revelación de la Vuelta a España, ganador de dos etapas y octavo en la general final, descansará después de una temporada reducida a tres intensos meses.

La fractura de tibia que sufrió en noviembre le mantuvo en el dique seco nada menos que ocho meses. De hecho, no debutó hasta el mes de junio, aunque su mala suerte continuó y una caída le obligó a abandonar en Suiza. Pese a todo, ha podido certificar su calidad, ganador de la etapa reina del Tour de Austria y tercero y vencedor en las Lagunas de Neila y cuarto en la Vuelta a Burgos. Lo mejor para él aún estaba por llegar. El corredor del Astaná ganó en Calar Alto y en Sierra Nevada en la Vuelta a España –y fue segundo en La Pandera y tercero en Los Machucos- y terminó octavo y mejor joven con solo 23 años.

Dmitriy Fofonov, mánager deportivo del Astana Pro Team aclara la decisión: “Para Miguel Ángel fue una dura temporada que no empezó hasta el verano. Pero en estos tres meses pudo mostrar su gran talento escalador. Creo que no hay ninguna duda, López demostró su gran potencial en las Grandes Vueltas también. Él tiene un gran futuro delante de él. De hecho, la temporada fue corta, pero muy intensa.

¿Por qué después de la Vuelta decidimos darle tiempo para descansar y recuperar fuerzas en casa? Ahora, López tiene una oportunidad no sólo para descansar, sino también para decidir otras cuestiones que podrían ayudarle en el futuro. Por ejemplo, tiene tiempo para pensar y resolver la cuestión de vivir en Europa durante la temporada. Mientras tanto, después de unas vacaciones empezaremos diseñar hacer nuestros planes para el próximo año. Estoy seguro, en 2018 Miguel Ángel podrá dar un gran paso por delante”.

“Superman” López tenía previsto disputar algunas clásicas italianas y poner el colofón en el Tour de Turquía. Con contrato hasta 2018 con el Astana, desde el equipo kazajo ya han expresado su deseo de ampliar su relación deportiva.

Desde su paso a profesionales, el corredor nacido en Pesca no ha tenido continuidad. En 2015, una lesión de rodilla solo le permitió competir 34 días. El año pasado, 61, después de sufrir una caída en la Vuelta a España, en su debut en las tres semanas, que le llevó a retirarse en la sexta etapa. Y en noviembre pasado se fracturó la tibia en un entrenamiento en Boyacá y fueron ocho meses sin ponerse un número -desde Il Lombardia- hasta el pasado jueves en el GP du canton d’Argovie (1.HC). Este año, solo ha acumulado 40 días de competición.

Pese a todos sus contratiempos y su juventud, el ganador del Tour del Porvenir en 2014 ha dejado muestras de su indiscutible talento: vencedor el año pasado del Tour de Suiza con solo 22 años y de la Milán-Turín, o ganador de una etapa en la Vuelta a Burgos hace dos años.

Foto: La Vuelta

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here